Gineceo

Blog de María Tenorio

Contando las puntadas

Hoy decidí dedicarle unos minutos a tomar medidas de mi labor de bordado. Es decir, a ponerle números a esta actividad que realizo para entretenerme, expresarme, crear, meditar… sencillamente para estar. Aquí comparto las mediciones realizadas.

Las fotos que incluyo muestran el trabajo ejecutado en el corazón anatómico –el proyecto que inicio en este momento– en el tiempo medido.

Tiempo de bordado: 14 minutos

Puntadas ejecutadas: 86

Largo de cada puntada: 2-3 mm

Hebras utilizadas: 3

Largo del pedazo de hilo: 69 cm

Método de bordado: clavado (stabbing method)

Algunas reflexiones

Bordar a mano toma tiempo: ese es uno de los rasgos de esta labor manual antiquísima. En el mundo anglosajón hay un movimiento (o una tendencia) a bordar despacio (veamos qué dice el blog The Slow Stitching Movement, por ejemplo) como una forma de meditar, de prestar atención a lo que estamos haciendo en el momento. ¿Queremos bordar? Debemos dedicarle tiempo. Debemos sentarnos a hacerlo.

Bordar a mano requiere de paciencia: Algunas personas dicen que para bordar hay que tener paciencia, quizás sí. Quizás hay que tener paciencia pues los resultados de lo que hacemos no vienen de inmediato, hay que irlos creando poco a poco, puntada tras puntada (y cada puntada mide 3 mm). En cualquier caso, un bordado toma, como mínimo, varias horas, varias sesiones, varios días. Un bordado grande –como un mantel, por ejemplo– puede tomar sesiones distribuidas en varias semanas o meses.

Bordar a mano es más que clavar la aguja en la tela: Me propongo disfrutar las actividades que realizo en torno al bordado; ordenar los hilos, lavar y planchar la tela, dibujar los diseños, sacar punta a los lápices, buscar ideas en Pinterest, tomar fotos de mi trabajo, coser los corazones o las muñecas, etc. Todas esas pequeñas tareas son parte de la labor creativa, le dan sentido y cuerpo al bordado. Esto implica que los 14 minutos de este experimento son apenas una parte de la ejecución del corazón anatómico; antes de eso preparé la tela, dibujé, escogí el hilo y la aguja, decidí qué puntada haría.

4 comentarios el “Contando las puntadas

  1. Rebeca Villalta
    06/05/2019

    María, qué interesante!!!.
    Yo bordo por la noche un rato, todos los días, y realmente es bonito estar solo bordando, nada más.

    • mariatenorio
      06/05/2019

      Gracias por leer y por comentar, Rebeca. Bordar es una delicia para quienes lo disfrutamos… sigamos bordando. Saludos.

  2. Dora
    15/10/2019

    Te felicito y agradezco inmensamente todo lo que nos compartes es bellisimo

    • mariatenorio
      15/10/2019

      Gracias a ti, Dora, por visitar mi blog y por comentar. Espero que te resulte de utilidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Fotos en Flickr

Ingresa tu correo electrónico y recibe notificaciones de nuevas entradas en tu correo electrónico

Únete a otros 1.920 seguidores

Archivo

A %d blogueros les gusta esto: